A los impuestos de sucesiones y de sociedades se suma la fama de una menor presión fiscal en las comunidades vecinas.

Descargar PDF